Facebook  Twitter  

La búsqueda de la experiencia motera y la pasión por las dos ruedas son emociones que todos hemos deseado experimentar en algún momento de nuestras vidas.

Es por eso que Yamaha Motor del Perú puso en marcha sus Escuelas de Manejo, brindando un curso básico de conducción segura en los que el reconocimiento del vehículo, la postura, el equilibrio en la moto, entre otros son puntos en los que se hace hincapié y tras los cuales los asistentes tomarán conocimiento de las implicancias de estar al mando de una moto.

En la última jornada realizada el  domingo 01 de octubre, en el Club Zonal Huiracocha en el distrito de San Juan de Lurigancho, los asistentes tuvieron la oportunidad de mejorar su equilibrio a través de la postura correcta, aprender a mirar los obstáculos, aprender a frenar en situaciones normales, de emergencia y en medio de una curva y a compartir durante el curso experiencias con otros principiantes.

“Con estas Escuelas de Manejo lo que buscamos es tener un conductor informado y con una preparación básica y necesaria que lo introduzca en el mundo de las motos”, señaló Mariela Guerra, jefe de Marketing de Yamaha Motor del Perú.

Esta última edición realizada en el Club Zonal Huiracocha estuvo a cargo de instructores especializados de Yamaha, quienes brindaron toda la información teórica y práctica para un inicio seguro en el mundo de las motos.

Hemos optado por modelos de baja cilindrada como la scooter Cygnus-Z y la Crypton, que son unidades livianas, ideales para los primeros usuarios y que facilitan el aprendizaje. Su cilindrada es de 125cc. y 110cc., respectivamente”, acotó Mariela Guerra.

 “Adicional a los aspectos de aprendizaje mencionados anteriormente se suman otros como el balance, es decir saber manejar los pesos, el arranque del motor, la técnica del contra manillar, el uso correcto del freno, el control de velocidad, el trazado de rectas y curvas y por supuesto, los peligros a los que nos podemos enfrentar en la pista”, apuntó la ejecutiva.

 

 

Síguenos en Facebook

© Revista Perú Tuning - 2015